Carencias Nutricionales en Plantas de Acuario

Las carencias nutricionales en las plantas de acuario causan importantes daños en las hojas, a veces es dificil definir o indentificar correctamente que deficiencia tienen las plantas del acuario, ya que muchas causan alteraciones  muy semejantes, como ocurre en las deficiencias de hierro y nitrógeno.

Las plantas de acuario como ocurre en cualquier ser vivo, siempre intentan compensar las deficiencias en nutrientes, hasta que la situación es extrema. Este mecanismo las plantas lo solventan transportando nutrientes de las hojas viejas a las hojas nuevas para preservar su crecimiento hasta que esto ya no es factible. Dentro de los nutrientes que la plantas transportan hay unos que se mueven rápidamente de las hojas viejas a las nuevas, y por tanto las deficiencias siempre aparecerán  en las hojas viejas , estos se denominan Nutrientes móviles y otros que les cuesta mucho ser transportados y por tanto  las deficiencias las observaremos en las hojas nuevas, estos se denominan Nutrientes Inmóviles.

1) Nutrientes Móviles (deficiencias en hojas viejas):Nitrógeno, Fósforo, Potasio, Magnesio Y molibdeno.

2) Nutrientes Inmóviles (deficiencias en hojas Nuevas): Hierro, Calcio, Azufre y Boro.

La mayor deficiencia que ocurre en las plantas de  acuario, siempre  es por baja concentración de CO2. La concentración de CO2 optima en un acuario plantado es de alrededor de 20-25 ppm, generalmente en un acuario donde no aportamos carbono de ninguna forma ni líquido, ni por inyección de CO2 gaseoso, la concentración normal que nos encontramos ,con una buena población de peces, no es nunca superior a 8-10 ppm. Por lo tanto la carencia esta servida, si queremos que las plantas crezcan , desarrollen hojas y se vean sanas, siempre debemos aportar carbono.
Carencias Nutricionales sobre las hojas de las Plantas
Nitrógeno (N), este siempre proviene de fuentes de Nitrato, Amonio y Urea, y la concentración normal será de entre 10-30 ppm. Su carencia se muestra en las hojas viejas que se tornan amarillas y muy degradadas, como si les faltase tejido, las hojas nuevas son pequeñas y poco desarrolladas. El ritmo de crecimiento de la planta es muy lento. La solución es añadir Nitrógeno a poder ser siempre en forma de KNO3, este se fijará también al sustrato (si este tienen componentes de arcilla, los explicábamos en un anterior articulo en el blog) y se irá liberando. Aportamos esta forma de Nitrógeno para no alterar el resto de parámetros del agua.
Fósforo (PO4), la concentración normal en un acuario bien plantado debe encontrarse entre 0,2-3 ppm. Generalmente este nutriente en un acuario tiende a acumularse ya que en realidad es un residuo del funcionamiento de un acuario,las heces de los peces, restos de comida descomponiéndose, restos de plantas. Su concentración debe ser superior a 0,2 ppm , si es muy baja, las plantas no crecen y podemos tener un crecimiento de algas, ya que estas aprovecharan esa falta de crecimiento de las plantas.
Las carencias se muestran en las plantas que dejan de crecer, las hojas están como traslúcidas, y las hojas viejas se llenan de puntos verdes. La solucion es añadir KH2PO4. Y la pregunta de cuanto debo añadir? en un acuario bien plantado, con una iluminación intensa y poca población de peces, de forma general aconsejamos añadir sobre 2-2,3 ppm a la semana (repartido en dosis diarias mejor). Hay un factor que nos indica claramente que nuestro acuario tienen una deficiencia de Fosfatos, y es el crecimiento de algas punto (sobre plantas, vidrio del acuario,..), si tenemos , con toda seguridad nuestro acuario es deficiente en Fósforo.
Potasio, la concentración normal de potasio en un acuario plantado debe estar entre 5-40 ppm, el agua contiene una parte de potasio pero siempre es claramente insuficiente, el agua del grifo no suele superar los 2 ppm, esta concentración deberíamos aumentarla con adición de K2SO4, hasta alcanzar una concentración que dependerá de la cantidad de plantas y de su crecimiento, pero que rondará entre los 10-50 ppm.
La deficiencia de este nutriente hace que en las hojas se formen unos pequeños orificios marrones, alrededor de ellos la zona esta amarillenta y estos van creciendo de tamaño conforme la carencia es mayor. Las hojas nuevas son más pequeñas y estas empezarán a amarillear. La solucion es añadir como hemos comentado K2SO4, en un tanque con bastantes plantas, bien iluminado y con fertilizacion con CO2, añadiremos como regla general 20 ppm a la semana.
La adición de potasio también puede hacerse con KNO3, pero solo si tenemos también una deficiencia en Nitrógeno, ya que estaremos solventando dos problemas a la vez, pero si la concentración de Nitrogeno en nuestro acuario es la correcta, abonaremos con K2SO4. Otra opción es añadir el potasio como KHPO4, si tenemos una deficiencia de Fosforo, si los niveles de fosfato en el acuario son altos, la mejor forma seria de nuevo con K2SO4. Nosotros preferimos añadir siempre los componentes por separado (abonos comerciales de calidad lo hacen así), de esta forma tenemos completo control sobre cada nutriente.
Solo un consejo, si en realidad hemos decidido abonar con KNO3 y con K2SO4, recordar que para compensar siempre debemos añadir la misma cantidad de uno y de otro, es decir, dividiremos la dosis semanal necesaria para nuestro acuario y añadiremos la 1/2 de KNO3 y la 1/2 de K2SO4.
Magnesio, la concentración optima de este nutriente es de 5-10 ppm, la planta lo absorbe en forma de Mg2+, en un acuario con agua dura es raro que aparezca esta carencia, y por tanto podemos descartarla para diagnosticar mejor los daños en nuestras plantas. La carencia cursa de foma muy similar al Hierro, con clorosis. En la deficiencia de magnesio los daños aparecen primero en las hojas viejas, esta sería la mejor forma de diferenciarla de la carencia de Hierro. De todas formas nunca esta de más añadir siempre algo de Magnesio, ya que aunque tengamos agua dura esta puede estar originada por componentes de Calcio y no de Magnesio.
La deficiencia de Calcio esta menos estudiada, pero siempre cursa con hojas nuevas pálidas, solo le prestaremos atención si el agua que añadimos al acuario es extremadamente blanda o directamente solo agua de osmosis, sino es raro que aparezca.
Hierro (Fe), la concentracion normal de hierro requerida en un acuario plantado debe ser de 0,2-1 ppm. Muchas veces el hierro lo podemos encontrar en el agua pero esta presente en una forma no soluble y por tanto no asimilable por las plantas. Las plantas requieren que se encuentre  el hierro en forma de cation Fe3+ y Fe2+, estas formas son escasas en el agua del grifo, por eso es fundamental aditar hierro al acuario plantado, las necesidades no son muy altas, en un acuario medianamente plantado a la semana se necesitará sobre 0,5 ppm.
Acuario Plantado con un crecimiento sano
La carencia de Hierro, se traduce en las plantas en que no disponen de suficiente clorofila para realizar la fotosíntesis y las hojas nuevas están amarillas, a veces encontramos las nervaduras verdes, pero esto solo aparece en los primeros estadios de la carencia , ya que esta afecta principalmente al tejido como tal de la hoja. Siempre lo notaremos primero en plantas marcadoras de hierro que suelen ser plantas de tallo de crecimiento rápido (hygrophylas, rotalas,…)

Una respuesta a “Carencias Nutricionales en Plantas de Acuario”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *